5 Químicos que Puedes Activar en una Venta

venta

En la actualidad podemos estar seguros de que una venta se hace efectiva de manera inconsciente o subconsciente. Lo que realmente predomina a la hora de tomar la decisión de compra en nuestra mente son las emociones.

En esta oportunidad quiero compartirte una lista de cinco químicos que segrega tu cerebro y que intervienen en la decisión de comprar o no un producto o servicio. Me pareció valioso compartirlo ya que las ventas son algo en lo que nos debemos especializar los emprendedore y siempre que podamos contar con más herramientas a nuestro favor tendremos más facilidad para lograr nuestras metas.

El primer químico del que voy a hablarte es la dopamina que genera un enorme placer en la mente del cliente cada vez que es segregado por su cerebro. Es importante que sepas que en una venta puedes provocar una avalancha de dopamina en la mente de la persona que tienes enfrente cuando describes un producto o servicio causando sensaciones. Por ejemplo: no es lo mismo decirle a una mujer que este automóvil es perfecto para ella a explicarle a una madre de familia cómo se utilizan los mecanismos de seguridad para que sus hijos viajen completamente seguros. La sensación de seguridad y de tranquilidad generará seguramente en ella una percepción positiva gracias a la dopamina.

En segundo lugar, podemos incluir en nuestro discurso de venta y de acuerdo a la obtención de información que podamos recaudar, un comentario que aporte nuevos conocimientos a nuestro cliente. A la mente le encanta aprender y cuando lo hace desprende acetilcolina para premiar a sus neuronas, lo que provoca un enorme placer y una aceptación mayor de nuestro producto o servicio.

 

Un verdadero vendedor no sólo hace un buen negocio, valora también la forma de mejorar la vida de los demás, brindando momentos de felicidad y cubriendo necesidades o enseñando algo a sus clientes.

 

El tercer químico que quiero compartirte es la noradrenalina y este aparece cuando descubrimos algo nuevo, novedoso y de manera sorpresiva. ¿A quién no le gusta que le hagan una festa sorpresa? ¿A quién le molesta recibir un regalo que no esperaba? Ahora entiendes por que.

Otro químico que puedes utilizar en la venta es la endorfina. La endorfina es provocada cuando logramos quitarnos un dolor de encima. Cada vez que conseguimos solucionar un problema que nos agobia demasiado, nuestro cerebro envía endorfina y somos felices. En este caso, preocuparnos verdaderamente por los problemas reales de nuestros clientes y ofrecerles soluciones concretas y prácticas hará no sólo que aprecien nuestro producto o servicio, sino que puedas convertirte en una de las personas más importantes e influyentes para ellos.

Por último, la serotonina es causada al vivir emociones, sentirlas y expresarlas. Por ese motivo existen las pruebas de manejo. Las empresas que venden carros se dieron cuenta de que los clientes son mucho más propensos a comprar un automóvil que conocen y han tenido la experiencia vívida de conducirlo. Si vendes cámaras de foto, permítele a tus clientes tomar fotos, cambiar la configuración, experimentar y lograr expresar su felicidad, su asombro, su creatividad.

 

Todas estas técnicas asociadas a un químico en particular funcionan perfectamente debido a que todos nosotros respondemos a estímulos de forma instintiva. El 85% de la decisión de compra es inconsciente o subconsciente, asi que la próxima vez que intentes efectuar una venta intenta hablarle a la mente de tu cliente y verás los resultados.

 

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*